Cómo hacer una plataforma de intercambio de criptomonedas

Interesante

El convertidor criptomonedas Godex se ha convertido en uno de los segmentos más rentables de la industria del blockchain. El proyecto Binance, que comenzó su andadura en 2017, por ejemplo, espera obtener un beneficio cercano a los mil millones de dólares a finales de este año. ¿Qué aspectos hay que tener en cuenta al lanzar una «plataforma de intercambio»?

Decidir la jurisdicción

La elección de un país con un marco jurídico adecuado es el principal criterio por el que deben guiarse los operadores de divisas novatos. Muchos países todavía siguen buscando estructuras legislativas óptimas. La fiscalidad es uno de los factores más importantes, porque de ella dependerá los beneficios que se obtendrán al final. Hoy en día, los países más ventajosos en términos legales son Puerto Rico, Islas Caimán, Mauricio, Malta, Australia, Suiza y Japón.

Recopilar toda la documentación necesaria

Cuando hayas elegido el lugar donde crearás la plataforma, tendrás que estudiar todos sus requisitos regulatorios. La montaña de permisos y aprobaciones que serán necesarios dependerá de la normativa legal del país. Es mejor confiarle esta labor a abogados locales que son los que conocen la legislación. Los requisitos obligatorios en la gran mayoría de las regiones son el Conoce a tu cliente (KYC, por sus siglas en inglés) y la prevención del blanqueo de capitales (AML, por sus siglas en inglés)

Comprar o alquilar equipos para servidores

Las dos formas principales de utilizar servidores son: comprarlos o alquilarlos. La compra será de al menos varios miles de dólares, pero tendrás en propiedad los equipos. El hosting es varias veces más barato, pero para los propietarios de recursos financieros es mejor que nadie más tenga acceso a los equipos.

Desarrollar o comprar el software

Para intercambiar criptomonedas, es necesario contar con un software sincronizado. Que incluya necesariamente una interfaz de usuario, un «motor» de negociación y un monedero. Puedes crear software desde cero a partir del trabajo de los programadores, o comprar código abierto y modificarlo. Cuando la aplicación está terminada, la puedes ofrecer de forma gratuita, pero también te llevará tiempo depurarla, y los hackers conocen a la perfección las vulnerabilidades.

Empezar a asociarse con las instituciones financieras

Los centros de procesamiento o los bancos te podrán facilitar las transferencias. Ten en cuenta que no todas las instituciones financieras son partidarias de las criptomonedas y defienden su libre circulación. El principal requisito que le exiges a un banco es la rapidez de las transferencias y la seguridad.

Protección y seguridad; selección del público

Las lpataformas de intercambio de criptomonedas son más propensas a sufrir hackeos y ataques de hackers. La protección se debe actualizar constantemente, incluyendo la recepción de comentarios de los usuarios.

Puedes abrir una plataforma de intercambio de criptomonedas en la que existan diferentes monedas, o puedes elegir limitar su uso a un solo territorio. Después de fijar las monedas que utilizarás, hay que realizar una campaña publicitaria en la que participen los líderes de opinión.

Atención al cliente 24 horas

No hay nada peor para un servicio de intercambio que dejar a los clientes sin asistencia técnica. Debes supervisar:

  •     los problemas con los depósitos de fondos
  •     los fallos en las transacciones
  •     el blanqueo de capitales
  •     los errores del software

Proporcionar liquidez

La liquidez es una parte muy importante en la existencia de un negocio de intercambio de criptomonedas. La API de negociación vendrá a tu rescate: un conjunto de funciones ya preparadas que la plataforma de intercambio proporciona para su utilización en programas externos. La API pública recoge datos sobre el estado de los mercados, el volumen de operaciones, etc. Un bot comercial conectará su proyecto con una plataforma de intercambio importante y establecerá operaciones de intercambio.

Cuantía de las comisiones

La comisión por realizar transacciones es de un máximo del 0,5% del importe, pero generalmente llegan hasta el 0,1-0,2%. El volumen medio de las operaciones de intercambio verificadas es de 10 millones de dólares diarios. Los propietarios se embolsan alrededor de 10 mil dólares al día únicamente en materia de comisiones.

Deja una respuesta