PENSIONES: VIRGENCITA, VIRGENCITA, QUE ME QUEDE COMO ESTOY.

Blogs Gaspar Albertos

Es lo que al parecer dijo aquella devota que fue a Lourdes a curarse, cuando en una cuesta abajo camino del santuario se desenfrenó el carro, la caballería, y con ellos todos los que iban encima del carro.

Pues algo parecido puede ocurrir cuando la sensatez logre abrirse paso en el Pacto de Toledo sobre las pensiones y la demagogia y el oportunismo político sobre este asunto queden fielmente reflejados.

No es de recibo lanzar propuestas para contrarrestar el déficit del sistema público de pensiones español tipo “fuegos artificiales” sin ningún estudio previo, como un impuesto a la banca, incremento del impuesto de sociedades o a las grandes fortunas o un impuesto nuevo general a tal efecto. ¿A qué banca? Que yo sepa los grandes bancos españoles no han tenido que ser rescatados. En todo caso lo fueron aquellos que procedían de cajas de ahorros o estas mismas entidades financieras. ¿Se va a aplicar un impuesto igual al Banco de Santander que a Bankia? Y aún así, los rescates fueron necesarios, pues si se hubiera dejado quebrar a entidades financieras y los ahorros de los depositantes no se hubieran garantizado, la que se hubiera liado hubiera sido de órdago. Esto de las protestas por el 0,25 % de incremento de las pensiones sería de risa comparado con aquello.

Si ya ha sido el quinto año consecutivo que las pensiones han subido ese 0,25% como mínimo legal establecido, ¿a que este subidón de protesta ahora en la calle? ¿Porque el IPC ha subido en 2017 el 1,1%? En el año 2016 el incremento del IPC fue del 1,57% y no hubo tal contestación. En mi opinión estas protestas de ahora se deben a la minoría parlamentaria de la que goza el PP en el Congreso de los Diputados y han sido auspiciadas por los partidos de izquierda e independentistas de la oposición a través de sindicatos y otras organizaciones y con Ciudadanos mirando para otro lado para desgastar al gobierno y con él al PP, tratando de acortar esta legislatura. Ahondando en la intención ayer mismo Pedro Sánchez declaró que si el gobierno no es capaz de que se aprueben los presupuestos de este año debe de convocar de nuevo a los españoles a las urnas.

Nadie tiene la varita mágica de como se puede equilibrar el saldo negativo del sistema de pensiones, por tanto lo que urge es que se reúna el Pacto de Toledo y en él se acuerden entre todos soluciones para ajustarlo. Pero teniendo en cuenta que esto puede suponer esfuerzos por parte de todos, incluidos los pensionistas. Recuerden el caso de Grecia.

Tengamos en cuenta que para cubrir una pensión máxima de 2.500 €/brutos al mes hace falta la cotización de casi cinco trabajadores que ganen 1.500 €/brutos al mes a razón de 500 € cada uno de aportación por la empresa a la Seguridad Social. O que para pagar la pensión media de un autónomo hacen falta las cotizaciones de tres autónomos.

Contando con que hoy no hay masa laboral que pueda cubrir con sus cotizaciones el coste de las pensiones, pero considerando este sistema como justo e históricamente vinculante, lo que se tiene que hacer es, principalmente, crear más empleo, más productivo, y que los sueldos y las cotizaciones sean más altos. Por aquí es por donde se le debe exigir esfuerzo a las empresas y no atacando directamente su cuenta de resultados.

Cuantos griegos, si lo hubieran sabido, habrían acudido al santuario de la Virgen de Tinos a pedirle aquello de “Virgencita, virgencita… que me quede como estoy”.

Gaspar Albertos

Comparte esto:

Deja un comentario