Condena de 21 años y medio de prisión, una indemnización de 130.000 euros y la posterior expulsión del país para el asesino de Ana Hilda Linares

Sucesos

La Audiencia Provincial de Albacete ha condenado a 21 años y medio de prisión por los delitos de asesinato y atentado al hombre que mató de una puñalada a Ana Hilda Linares, en Caudete, para vengarse de la madre de la víctima, que le había recriminado que maltratara a su compañera sentimental.

La condena incluye una multa de 1.080 euros por un delito de lesiones y la obligación de indemnizar a los familiares de la fallecida con 130.000 euros, según la sentencia difundida ayer por el Tribunal Superior de Justicia.

El asesinato ocurrió el 18 de mayo de 2017 cuando el condenado estaba en su domicilio “enfurecido” con una amiga de su compañera sentimental, porque le había recriminado el maltrato hacia la mujer, y cogió un cuchillo de 27,5 centímetros de longitud de hoja y dijo que “iba a matar” a la amiga.

Estuvo “varias horas” buscando a la mujer “para vengarse de sus advertencias” y por “inmiscuirse” en su relación sentimental y como no la encontró fue al bar del Hogar del Jubilado donde esperaba encontrar a la amiga de su pareja, de 55 años, que era hija de la mujer a la que estaba buscando y “con la que también había discutido por su comportamiento”.

El hombre entró en la cafetería “sigilosamente”, sorprendió a la víctima y “para asegurar su muerte y que no reaccionara ni pudiera defenderse ni ser defendida” sacó el cuchillo y empezó a perseguirla mientras la mujer huía gritando “que me mata”.

En la persecución por el local algunos clientes tiraron al condenado “sillas” para evitar que alcanzara a la víctima, aunque finalmente ella quedó sentada en el suelo y el procesado “le clavó el puñal con fuerza en el pecho izquierdo, atravesando el miocardio de su corazón causando su muerte”.

El asesino fue detenido en el mismo local, aunque intentó herir con el puñal a un agente de la Guardia Civil y le causó lesiones al lanzarle una silla, motivo por lo que ha sido condenado por atentado y lesiones.

La pena de privación de libertad es de 17 años y medio por el delito de asesinato, y 4 años por el de atentado, y en cuanto a la indemnización que debe pagar, 40.000 euros es para la madre de la fallecida y 30.000 euros para cada uno de los tres hijos que tenía.

También acuerda la sentencia la expulsión del país del asesino una vez haya cumplido la condena.

Fuente: El Digital de Albacete

Comparte esto:

Etiquetas:

Deja un comentario